Las Bebidas Alcohólicas permitidas: Cervezas, Vino, Brandy, etc.

Bebidas con amor aquí:

FUEGO VALYRIO Licor Verde - 700 ml

FUEGO VALYRIO Licor Verde - 700 ml...

15,85 € Más info
Ballantine

Ballantine'S Finest Whisky Escocés de Mezcla...

20,30 € (20,30 € / l) Más info
TANQUERAY 0,0 Sin Alcohol - 700 ml

TANQUERAY 0,0 Sin Alcohol - 700 ml...

14,99 € Más info
Seedlip Spice 94 Bebida Sin Alcohol - 700 ml

Seedlip Spice 94 Bebida Sin Alcohol - 700 ml...

27,34 € Más info
Baileys Irish Cream Original, 700ml

Baileys Irish Cream Original, 700ml...

11,39 € (16,27 € / l) Más info
Seedlip Grove 42 Bebida Sin Alcohol - 700 ml

Seedlip Grove 42 Bebida Sin Alcohol - 700 ml...

29,95 € Más info
Johnnie Walker Green Label Whisky Escocés, 700 ml

Johnnie Walker Green Label Whisky Escocés, 7...

35,05 € (50,07 € / l) Más info
Granadina rives 1l

Granadina rives 1l...

3,99 € (3,99 € / l) Más info
Beefeater London Dry Ginebra, 70cl

Beefeater London Dry Ginebra, 70cl...

15,08 € (21,54 € / l) Más info
Chivas Regal 12 Años Whisky Escocés de Mezcla, 700ml

Chivas Regal 12 Años Whisky Escocés de Mezc...

21,70 € (31,00 € / l) Más info

¿Qué son las bebidas alcohólicas permisibles?

Desde distintas comunidades de la salud se ha discutido sobre los efectos del alcohol y, la incesante referencia a los daños que puede ocasionar en la salud de forma negativa; a aquellas personas que consumen bebidas derivadas del alcohol, como las consecuencias sociales que esta atrae para quien la consume.

El consumo de licor es potenciado por la alta publicidad de las industrias, como de los medios de comunicación que ofrecen esta bebida como consumo refrescante y social, como también los sectores turísticos aprovechan esta oportunidad para generar lucros del consumo social de licores.

La productividad de las bebidas alcohólicas

Para la producción y distribución de las bebidas alcohólicas, se hace una captación y ejecución de pautas para saber el estado del producto y si esta cumple con las normas sanitarias respectivas, de esta forma se hace una publicidad pensada en el consumo y las consecuencias que tiene su ingesta excesiva en el organismo.

De esta forma, se hace un hincapié especial de carácter fiscal para las bebidas alcohólicas, esto es requerido para proceder con la evaluación respectiva de la bebida y para la distribución como la reducción del mismo.

De esta forma, se hacen estudios para observar la evolución en el aspecto económico del producto y también de la salud pública de la ciudadanía que hace ingesta de las bebidas alcohólicas; para determinar las consecuencias que esta ocasiona y trabajar en mejores políticas reguladoras para la salud pública más eficientes.

Las bebidas alcohólicas permitidas

Ahora bien todo aquel líquido que contenga alcohol y este sea; a base de fermentación como es el caso de la cerveza o bien el vino que todos conocemos, es considerada una bebida alcohólica a su vez, el proceso de destilación por la que pasa el brandy, ginebra, ron, aguardiente o el vodka.

Estas bebidas se consideran permitidas, ya que cuentan con unos rigurosos parámetros de producción, elaboración, envasado y distribución en conjunto a sus campañas; para la ingesta responsable y cuidadosa de las bebidas alcohólicas, que hacen de estas permisibles y aceptables por la sociedad pública española.

De esta forma, las cervezas suelen estar compuestas por un grado de alcohol no menos de 2 a 12 por ciento, por lo cual quedan alejadas de ser exentas a las bebidas que se conocen como bebidas sin alcohol o lo que es igual a 0.0%. Es por esta razón, que la bebida alcohólica número uno, es la cerveza por ser un buen acompañante.

La cerveza entre las bebidas alcohólicas es la predilecta; en muchos paladares para saciar la sed y perfecta acompañante para las comidas o asados entre amigos o familiares, haciéndola una bebida perfecta para estas ocasiones.

¿Cuál es el proceso del vino?

El vino como muchas otras bebidas, pasa por un proceso de fermentación de la uva; aunque no solo se ha utilizado la uva para lograr este proceso, pues con el empleo de las manzanas de sidra, cerezas y los frutos del bosque, se han empleado para obtener bebida con bajos niveles de alcohol.

El vino es una de las bebidas alcohólicas con un largo proceso histórico; el cual inicia por la selección y el cuidado minucioso de la viña, lugar donde se cultivan las uvas a procesar, seguidamente un cuidado y selección del terreno donde hará la plantación para la cosecha y fundamental la latitud, pues la presión atmosférica influye en las plantas.

Por lo general, los vinos en su generalidad; cuentan con un grado de alcohol que tiende a oscilar entre los 8 grados a 14 grados, aunque de estos existen varianzas entre los vinos “fortificados” los cuales son llamados de esta forma por usar de refuerzo al brandy y alcanzar los 18 grados a 21 grados de alcohol.

Las bebidas alcohólicas con mayor grado

Las bebidas alcohólicas con niveles mayores a diferencia del vino y la cerveza, son las diversas series de ron, vodka o las bebidas espirituosas como el aguardiente; pues estos licores son obtenidos a partir de la destilación que se logra por medio de la cocción de frutas o bayas, tras la evaporación y condensación de estos vapores alcohólicos.

De esta manera estos vapores se dirigen por un serpentín completamente refrigerado, que ayuda a obtener bebidas alcohólicas que oscilan entre el 30 a 50% de alcohol, siendo bebidas fuertes y de sabores densos.

Efectos del alcohol etílico en el organismo

Es así que conocemos lo que se llama como; alcohol etílico, el cual es digerido de forma rápida por el organismo al llegar al estómago e intestino, ya que este no requiere de una larga digestión; por lo que se puede llegar rápidamente al torrente sanguíneo en pocos minutos y produciendo una acción eufórica cerebral.

Siendo esta misma acción química culminar en una reacción de cansancio y apatía, sintiendo bajo rendimiento en el cuerpo; llevando a esto una sensación de agotamiento corporal o sensación de sueño.

El órgano llamado Hígado, el cual no se encuentra diseñado para diseminar los efectos tóxicos que generan las bebidas alcohólicas; realizan un trabajo extra para poder combatir y neutralizar los efectos de las bebidas alcohólicas, siendo esta acción imperceptible que poco a poco puede ocasionar daños al órgano como el metabolismo.

Es por estos motivos que no se debe descuidar la ingesta de las bebidas alcohólicas, pues estas pueden llegar a ser a largo plazo perjudiciales para nuestro organismo, como para el metabolismo; las cuales nos son aconsejables bajo ningún concepto hacer esta ingesta de forma habitual.

Ya que el refugiarse en el consumo de las bebidas alcohólicas, por preocupaciones o problemas que se estén atravesando en una circunstancia de la vida; es un error notable y que puede traer consecuencias físicas de gravedad y a niveles psiquiátricos, ya que si has tenido alguno de estos hábitos es importantes que lo detengas.

Y acudas a un centro donde puedan darte las herramientas necesarias para ayudarte con la adicción, si has tenido este hábito o presentado estos síntomas consulta la ayuda profesional adecuada.

OK | Más información | Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.